¿Es el surf «profesional» un deporte para ricos?

Puede que el tono de la cuestión, planteada de este modo, suene un poco agresivo. ¡Nada más lejos! No nos referimos al asunto de modo despectivo si no, más bien, todo lo contrario.
prosurf
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en email
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp

Y es que nos hemos puesto en el pellejo de un hipotético competidor que lleve un par de temporadas sin obtener buenos resultados y que, además, no cuente con el apoyo firme de ningún sponsor. 

Un ejemplo así tal vez hace 15 años fuese inusual (en la época dorada, antes de la crisis de 2008, prácticamente todos los competidores tenían uno –o varios- sponsors ‘fuertes’), sin embargo, ahora resulta de lo más común ya que basta con echar un vistazo a cualquier evento QS para ver la cantidad de surfistas que lucen un ‘nose’ más vacío que un gimnasio el día de año nuevo.

Bien, retomando… Como sabéis, los buenos resultados no sólo implican puntos, caché y atañe a la visibilidad deportiva sino, sobre todo, repercute de forma directa en el aspecto económico de cada competidor. Si a esos malos resultados le añadimos los gastos que acarrea un circuito mundial, disputado en destinos muy dispares y lejanos entre sí, a los que se suele viajar en temporada alta y que, además, no se caracterizan por su accesibilidad económica (Australia, Hawaii, California, Sudáfrica…) la cosa se pone seria. 

Pero el asunto no queda ahí ya que los billetes (a los que se suman –sin excepción- un buen montón de tablas) han de comprarse prácticamente sobre la marcha, en base a una clasificación que varía de forma constate o a la concesión de un ‘wildcard’. Añadid ahora alojamientos, tasas, manutención, alquileres de automóvil, equipo deportivo, entrenador, cancelaciones por pronta eliminación… Y un sinfín de necesidades que implican, como decíamos, un aporte económico tan reseñable que se escapa al alcance de cualquier ciudadano medio, a la que ya le cuesta llenar el depósito después de pagar el alquiler o la hipoteca.

Si todo eso no es sufragado por la solidez de varios sponsors que respalden al deportista, y éste no logra, a través de sus resultados, el pertinente cojín económico, sólo queda la opción de la ayuda familiar. 

Ok, en algunos casos, el apoyo de federaciones o clubes suponen un empujoncito. No obstante, en la mayoría de los casos referentes al surf, esos aportes no resultan determinantes para el éxito una carrera deportiva. Por tanto, volvemos al punto en que habíamos quedado: el apoyo familiar.

Y es por ello que comenzábamos el artículo con una pregunta tan directa que quizás llegase a sonar algo ruda. No obstante, ¿cuántos de vosotros podríais sufragar, además de los incontables gastos ordinarios, un ‘no parar’ adicional de viajes y facturas como las que comentábamos? Francamente, creemos que no muchos.

Hacemos especial hincapié en el núcleo familiar porque damos por hecho que cada competidor del QS no puede compaginar su carrera deportiva con un trabajo a tiempo parcial ya que éste ha de estar focalizado al 100% en el Tour si aspira realmente a obtener el éxito. 

Sucede así porque, además de la agenda de viajes, ahora los ‘Challenger Series’ tienen un cupo limitado por regiones, con lo cual, cada europeo que acceda a esta división ha de estar en el top continental, lo que implica que entre eventos mundiales ha de estar ‘onfire’ en los eventos regionales clasificatorios.

¿Os explicáis ahora la furia con la que entran algunos para quienes una manga implica todo o nada? 

Es por ello que muchos competidores, tras fracasar un año, no logran una segunda oportunidad y les perdemos la vista a pesar de su nivel e incluso su trayectoria pasada. ¡Hay tantos ejemplos que nos pasaríamos horas hablando de ‘qué fue de este o de aquel’?

En fin, padres, madres… Preparados a contener la respiración si vuestra criaturilla comienza a destacar en la playa y llega un día a casa diciendo lo que aquella vieja canción: ‘mamá, quiero ser surfista’.

Queremos tu email

para freírte a spam y comerciar con él con empresas de dudosa reputación

Lo último

REDACCION

REDACCION

Somos gente sin criterio y con un nivel de surfing más que cuestionable, pero Maldini también habla de fútbol. Si tienes algún problema escupe aquí abajo.

¡Opina!

Este e-mail ya está registrado en Mar Gruesa. Por favor usa el Formulario de login o utiliza otro e-mail..

Login o password incorrectos

Algo ha fallado...

Mar Gruesa es olas, vídeos, fotos, reportajes y el mejor contenido del surfing.

Si navegas por este sitio significa que aceptas las cookies. Las usamos para que tu experiencia de usuario sea la mejor.