Una isla atlántica con Roberto D´amico

Roby en una misión a una isla perdida en el Atlántico, donde tuvo que esperar tres semanas para que las olas de verdad hicieran acto de presencia. La mala suerte se cebó con él, pero demostró ser un jodido gladiador romano.

Te interesa

Newsletter

© 2018 Mar Gruesa