[pre_ad adid=”24453″]

IMG_9858

Clásica estampa del pico de La Caseta. Foto: Pablo Romero “Occy”

por Pablo Romero “Occy” y Jesús Busto.

SITUACIÓN

La playa de Doniños se encuentra aproximadamente a 10 km al oeste de Ferrol. Se trata de un arenal rectilíneo, con una arena fina y blanca, por donde han pasado desde romanos, la artillería inglesa, o la armada española, que hasta hace no demasiados años realizaba sus ensayos de tiro allí cerca.

Hoy es una lugar muy frecuentado por la gente de la zona y cuenta con facilidades, especialmente a ambos lados de la playa.

CONDICIONES

Doniños está orientada al oeste por lo que los vientos de componente este son offshore. Puede aguantar también el norte flojo en el “Pico de la Caseta” (derecha) y el sur flojo en “Penencia” (izquierda). Debido a su total exposición al Atlántico recibe cualquier swell, por pequeño que sea.

Sus condiciones de offshore son con nordeste, uno de los vientos predominantes en la zona, hace que haya buenas condiciones muchos días al año. Pese a ello su época idónea es primavera y verano. Suele haber bastante gente ya que Doniños es la playa más cercana a Ferrol y, al contrario que otros spots, su mejor momento a última hora de la tarde, cuando el viento offshore lleva trabajando todo el día y comienza a dejar de soplar sobre el mar ya peinado.

PICOS

Doniños es una playa muy polivalente. En ella puedes pillar todo tipo de olas hasta 2m, desde cuñas orilleras, hasta olas más largas y con buena masa de agua.

A lo largo del arenal, de izquierda a derecha, tenemos las siguientes zonas o picos:

Penencia (margen izquierda)
Lo más destacable de esta zona es la izquierda de tipo “ wedge” producida por la refracción del acantilado. Es la ola más potente de la playa y está muy frecuentada por bodyboarders.

Fantasma
Como su propio nombre indica es un pico que aparece cuando le da la gana. Además puede generar tanto derechas e izquierdas bastante largas como orilleras potentes y cortas. Cuando está bueno sus olas son buenísimas pero es bastante impredecible y suele haber mucha corriente. El acceso es a pie por lo que es el pico menos habitado.

Medio
En los últimos años este pico ha dado los dos mejores fondos ya a que frente él se sitúa el desagüe del lago. Generalmente destaca por bancos de arena más estables que ofrecen olas largas en marea media – baja.

Duna
Es la orillera más famosa de la playa. No rompe con más de 2m y su tamaño perfecto es 1-1,5m. Es una ola tubera con derechas e izquierdas potentes. A veces en cuña y otras veces más barra, pero cuando está bueno no tiene nada que envidiar a olas huecas mucho más famosas.

La Caseta (margen derecho)
Llamada así por la antigua caseta de socorrismo allí situada. Su ola más famosa es la izquierda. Aguanta hasta los 2,5m y tiene un gran recorrido que culmina en una sección final bastante potente. Es un pico de marea media – baja, aunque dependiendo del tamaño también se puede pillar más orillero en media – alta los días de más mar. Es el pico más emblemático y, por tanto, con más gente y localismo.

HISTORIA

Toda historia tiene un principio, y la de Doniños habría que situarla mucho antes de que alguien surfease sus olas. A mediados de los años 40, Juan Abeledo y Matilde Caridad decidieron pasar sus veranos en la playa de Doniños, que por aquel entonces era un arenal prácticamente desierto. Juan y Matilde acampaban en Outeiro, en una zona que como dicen ellos “se habían preparado”, y a la que le habían puesto el nombre del “Castro”. A los pocos años de estar allí, nació su hijo Juan, que pasó toda su infancia y juventud entre las olas de Doniños y los acantilados que existen entre Outeiro y las Islas Gabeiras.

Un día, tras un viaje a Estados Unidos, un compañero de su padre en el Astilero le trajo a Juan una revista de surf. Enseguida se dio cuenta que las olas que salían en aquellas fotos eran como las que él veía a diario en Doniños, por lo que estaba claro que lo que hacían esas personas de las imágenes también lo podían hacer ellos mismos.

Pero conseguir una tabla en 1.971 no era nada fácil y los primeros intentos de deslizamiento fueron con unas aletas de buzo y el propio cuerpo. A eso le seguiría una colchoneta hinchable hasta que, finalmente, un año más tarde, Juan Abeledo hijo se hizo con una tabla de Santander y fue el primero en surfear Doniños.

El primer grupo de gente vendría desde Coruña. En el verano del ’73, Carlos Bermón, Tito, Miguel Camarero y Rufino solían reunirse en el taller de éste último (Rufino’s Boards). Veían que, aunque en su playa no había olas, el mar sí se movía de modo que comenzaron a buscar playas más abiertas y con mejor orientación. Doniños parecía la más indicada. Por fin se decidieron a ir y tras dos horas y media de viaje (Coruña – Ferrol) descubieron que sus sospechas tenían un buen fundamento y desde ese momento Doniños se convirtió en lugar de peregrinaje habitual para los surfistas de Coruña en los meses de primavera y verano.

Años más tarde, en la década de los 80’s, comenzó a surfear más gente de Ferrol como los hermanos Antón, Alberto, Fernando, Jorge y José Luis. Luego apareció Juan Chedas, quien introdujo a los Couto y los Montalvo, quienes formarían el primer grupo de locales asiduos pese a que la playa seguía siendo un entorno solitario.

MOMENTOS DECISIVOS

Un hecho fundamental en la historia de la playa (y del surf gallego en general) es la llegada de Vicente Irisarri a Ferrol en 1981. Ese mismo año coincide con el traslado de Carlos Bremón a la misma ciudad. Esta coincidencia lleva a que ambas personas impulsen definitivamente el surf en la comarca de Ferrol, sobre todo a finales de los ochenta, con la apertura de la primera tienda de surf de Galicia: Aquasurf, la fundación del primer club de surf de Galicia: el Océano Surf Club, y la celebración de la primera edición del Pantín Classic.

A partir de ahí los accesos fueron mejorando, el material se hacía más accesible y la zona ya comenzaba a sonar haciendo que viniesen algunos vascos trayendo consigo las primeras publicaciones en 3sesenta y Surf Rule. De toda esa nueva ola surgen nombres como Occy, Pablo Isiarri, Santi Díaz e incluso grandes nombres de la escena internacional como Paul Canning o Clyde Martin, que se quedarán enamorados de la zona.

Entrando en el siglo XXI, Doniños es una playa con gran cantera y reconocimiento a nivel nacional. Han tenido lugar varios campeonatos de España e innumerables fotos publicadas en los medios especializados. Y, naturalmente, aparecen las escuelas y los clubes.

De esta nueva etapa despuntan nombres como Luis Rodríguez, Erika Franco, Miguel Pérez, Isa Gudin o Álvaro Froján. Pese a toda la evolución, Doniños sigue conservando el mismo encanto y aspecto salvaje que tenía hace unas décadas.

[/pre_ad]

GALERIA DE FOTOS