«Ni siquiera sé qué decir», dijo Carmichael tras su victoria. «Estaba esperando alrededor de 20 minutos en el agua y pensé que todos habían sacado notas altas, pero no podía creer cuando he visto a todos los chicos en la playa esperándome, me estaba volviendo loco.»

El australiano ganó una final que parecía hecha a la medida del surfing de Filipe Toledo. El brasileño no en vano sacó a nota más alta del día, un 9,50, pero le faltó rematar con otra ola buena. La final la completaron los hawaianos Dusty Payne y Ezekiel Lau.

Próxima parada para los chicos en Sunset.

¡Opina!

Este e-mail ya está registrado en Mar Gruesa. Por favor usa el Formulario de login o utiliza otro e-mail..

Login o password incorrectos

Algo ha fallado...