Víctor Bensusi

Víctor Bensusi

Me siento cómodo en espacios abiertos, en lugares con pocos elementos y con líneas con las que poder jugar.

¿Cómo y por qué empiezas a sentir interés por la fotografía?

Podría decir que empecé porque mi abuelo fue quien abrió la primera tienda de fotos en Cádiz, porque mi tío siguió sus pasos y también fue fotógrafo o porque hice un curso de revelado con 13 años. Todo eso es verdad, pero no ha influido en nada. No llegué a conocer a mi abuelo, a mí tío muy poco porque siempre he vivido fuera y lo del curso creo que fue porque la chica que me gustaba se había apuntado. Así que, sinceramente, no sé por qué empecé.

¿Quién ha sido una influencia para ti?

Si te empezase a decir nombres de fotógrafos sería porque he hecho trampas y lo he mirado en internet. Al no tener formación en fotografía y no dedicarme a ello profesionalmente, sólo hago la fotografía que me sale natural, sin pensar demasiado ni preparar nada. Si no fuese así, por pereza, no haría fotos.

¿Qué te resulta interesante de fotografiar y qué tratas de transmitir con ello?

Me siento cómodo en espacios abiertos, en lugares con pocos elementos y con líneas con las que poder jugar.
No creo que mi fotografía tenga una gran carga o un mensaje potente, suelo dar mucha más importancia a los valores estéticos. Quizás por eso me haya hecho diseñador gráfico y no fotógrafo.

Y, en concreto ¿con este portfolio que has seleccionado?

Como decía, al ser una fotografía hecha sin referencias y sin técnica, sólo puedo confiar en que mis dos pasiones, el surf y el diseño, me lleven a tirar alguna foto más o menos decente. Así que este portfolio tiene mucha playa, algo de diseño y algunos dípticos que un mandril sin conocimientos como yo utiliza para que le resulte más fácil contar algo.