[pre_ad adid=”24453″]

Salinas (en la actualidad) desde el mirador de San Juan.

Salinas (en la actualidad) desde el mirador de San Juan.

SITUACIÓN

Salinas es un extenso arenal de más de 2.000 metros ubicado en la cara occidental del cabo peñas. Pertenece al concejo de Castrillón y se encuentra a una distancia de Avilés de apenas 6 km, por este motivo es considerada como “la playa de Avilés” pese a que Salinas es la pequeña villa costera en la que se encuentra.

HISTORIA

Inicios y evolución
Los inicios del surf en Salinas se remontan a finales de los años 60’s con gente como Javier Verdejo, Carlos “el escayolista”, los hermanos Cueto o Amador Rodriguez. Gente, en su mayoría, que se acercaba desde Gijón o Avilés a probar aquel deporte nuevo que alguno había visto en las playas de Francia.

Luego vino la generación de Chukito y Pepe Hevia, entre otros, que aún siguen entrando al agua de manera constante y llevan vinculados a Salinas más de 30 años.

Hay que entender que por aquel entonces el surf no era algo que se tomaba tan a pecho como hoy en día y toda esta gente buscaba una pequeña dosis de aventura, sobre todo los días de verano.

Todo eso cambió en 1.991 con la celebración del campeonato “Gatorade”. Este campeonato, que hoy equivaldría a una prueba del ‘QS, supuso un antes y un después ya que por Salinas desfilaron algunos de los mejores surfers mundiales de la época. Esto hizo ver a la gente qué cosas se podían hacer sobre una tabla corta y hasta qué punto se podía uno ganar la vida gracias al surf de competición, lo que marcó una nueva etapa para la gente de la zona entre los que sobresalían Lucas García y Cocó Carril.

La década de los 90’s vendrá marcada por contests como el Circuito Ballantine´s, el Wet Dreams pro o todas las pruebas del circuito asturiano que congregaban no sólo a toda la gente de la región, sino también a otros grandes nombres del panorama nacional a nivel EPSA como Pablo Solar, Dani García, Petín…

Sin embargo el campeonato que situó definitivamente a Salinas en el mapa es el Festival de Longboard, y más concretamente el DucTape Invitacional celebrado en el año 2.011, que congregó a la flor y nata del mundo del tablón con figuras como Joel Tudor, Alex Knost, Chris del Moro o Tyler Warren.

Realmente las olas en Salinas suelen ser largas y fofas, por ello no es de extrañar que un campeonato de estas características haya crecido como lo ha hecho favoreciendo que los aficionados al longboard se hayan multiplicado y acudan cada año, en masa, a esta prueba ya mítica dentro del mundillo del surf clásico.

Obras y alteraciones
A lo largo de los años Salinas ha ido sufriendo modificaciones, tanto en el paseo marítimo como el las edificaciones en primera línea de playa o las dunas, sin embargo hay una serie de obras que sí han influido de forma directa en la calidad y forma de las olas.

A principios de los años 70 se construyó el antiguo espigón de San Juan que, durante tres décadas, dio lugar a la mítica ola de la que hablábamos antes, muy añorada por todos los que la conocieron dada su longitud y regularidad.

En el año 2005 se llevaron a cabo las obras del actual espigón. En principio creó grandes expectativas ya que la ola de San Juan llegó incluso a mejorar a medida las máquinas trabajaban, sin embargo los resultados han sido totalmente decepcionantes pues la calidad de la ola actual es muy inferior. Ya no hay un pico concreto, como el de antes, capaz de aguantar tamaño y con un canal de entrada, sino que el estado actual de la playa te obliga a estar constantemente pendiente de los fondos, que varían casi cada día pues no hay elementos que contengan la arena.

Posteriormente se vertieron en la playa 545.000 m3 de arena que resultaron ser un auténtico fiasco ya que desaparecieron en muy poco tiempo dando lugar a la imagen actual de la playa, donde la falta de arena es alarmante.

La situación se agravó aún más tras los maretones del invierno pasado, que han dejado las dunas con un aspecto lamentable tras arrastrar consigo gran parte de éstas, y con ellas, los antiguos fondos del tramo central de la playa en los que hoy prácticamente no hay más que corrientes.

CONDICIONES

Dada su situación en el cabo peñas, una de las zonas más expuestas de toda la península, Salinas recoge directamente cualquier golpe de mar proveniente de W – NW, la dirección de swell predominante en el Cantábrico, de ahí que sea una de las playas más consistentes de todo el norte de España.

Esto, sumado a la accesibilidad de su situación en la zona centro, con dos núcleos urbanos próximos, hace que Salinas sea un spot altamente concurrido, sobre todo en verano, cuando las alternativas son escasas debido a la poca fuerza del mar.
Los vientos más favorables para Salinas son los de componente este (E, NE, SE) ya que inciden en la playa de forma offshore.
En lo referente a las mareas… Dada su gran extensión, Salinas ofrece picos a lo largo de toda la playa, pero generalmente funciona mejor con la marea subiendo y alta (sin que llegue a llenarse).

Le van mejor las mareas muertas, ya que éstas mueven menos agua y hace que los picos sean más estables y aguanten mejor durante más tiempo. Además, debido a la gran pérdida de arena que la playa ha sufrido en los tres últimos inviernos, los altos coeficientes de marea generan contra olas al chocar contra el muro del paseo haciendo que muchos picos tengan demasiados rebotes o, directamente, el brazo de la ola desaparezca.

PICOS

San Juan
Es el margen derecho de la playa. Culmina en un espigón que la separa de la desembocadura de la ría de Avilés. Esta zona está más resguardada de los golpes de mar y de los vientos de componente este. Eso quiere decir que San Juan se convierte en una opción ideal cuando Salinas está medio pasado o muy tocado de viento los días que sopla un fuerte Nordeste.

Históricamente San Juan era un pico con largas derechas e izquierdas de gran calidad, pero una serie obras que terminaron por derrumbar el viejo espigón que las generaba, han provocado un empobrecimiento total de la ola.
Suele ser un pico bastante concurrido e ideal para iniciación.

Espartal / Gauzones
La zona central de la playa (las dunas de El Espartal y frente a las torres de “Los Gauzones”) es la que más mar recoge.
Aquí se sitúan los picos de mayor calidad y, por tanto, más concurridos.
Actualmente no existe un pico concreto ya que los fondos varían constantemente, de modo que es más correcto hablar de una zona que de una ola concreta.

Balneario / Pirámide
Corresponden al margen izquierdo de la playa.
Esta zona es la menos expuesta al swell y al viento del NW. Por ello, cuando el resto de la playa está desfasada o rota por el viento, La Pirámide es una opción a tener en cuenta.
En la actualidad es una zona con gran tráfico de escuelas y cursillistas.

[/pre_ad]

GALERIA DE FOTOS